Blogia
Buscando un ideal ...

Imbécil prosa de un despertar en el túnel.

Imbécil prosa de un despertar en el túnel. Bah, ya era hora.

Últimamente me estaban saliendo textos demasiados cursis. "Todo es felicidad, el mundo es bellísimo, y las nubes son rosas". IMBÉCIL.

Bebo agua. Pongo la música muy muy alta. Que les den a los IMBÉCILES de los vecinos de abajo, yo me trago sus obras, sus martillazos y sus taladradoras semana tras semana.

Moda retro. Volvemos al pasado. No, de momento no me voy a poner esos horribles chandales con los que ibamos al colegio (no es que hubiese uniforme, simplemente la IMBÉCIL de Leticia Sabater trastocó muchos cerebros). Tampoco voy a volver a mis años de rebelde sin causa en el instituto ni siquiera a mi primer día de la Universidad.

No, vuelvo a enero. A ese enero tan raro como eterno en el que un día estaba con una sonrisa en los labios y otro llorando como un IMBÉCIL. A ese enero de Bukowski, de La Buena Vida. Al enero del "Trae ese ron" y al enero de las palabras mascadas con rabia e impotencia.

Pasan días en forma de segundos, y segundos en forma de días. Eternos, cortos, breves, infinitos. Cada día es distinto al siguiente, pero al mismo tiempo, siniestramente similar.

Vuelvo a estar cabreado con el mundo, enfadado con mi vida y con mis IMBÉCILES sueños y proyectos que no acaban de cumplirse.

Siento como si el IMBÉCIL reloj de esta vida (joder, parezco un anuncio de EVAX) que no para ni un instante, estuviese consumiendome poco a poco, sin dejarme respirar, sin dejarme coger aliento ni defenderme.

Mis IMBÉCILES palabras siempre son las mismas: "El mes que viene me apunto a esto y mañana hago lo otro", "En Septiembre realizo ese proyecto", "El verano que viene a Argentina", "El año próximo a estudiar a Madrid", "En octubre el carnet de conducir", y bla bla bla...

Hostias, haz algo Dani, haz algo de una puta (digo IMBÉCIL) vez. Me doy golpes a mí mismo pero no reacciono. Sólo escribo, escucho música y guardo toda la rabia que llevo dentro y que algún día me hará explotar del todo.

¿Mis amigos? Tan IMBÉCILES o más que yo. Uno se cabrea conmigo aún no sabe nadie bien por qué y se recluye en su mundo sin dar explicaciones; otro es muy simpático pero más simple que una piedra y encima me siento mal por no llamarle nunca; otro es inteligente, divertido, pero está perdido por el mundo (sin enfados y sin palabras, que es peor); hay una que es la mejor de todas y hoy me pregunto por qué la veo tan poco; los IMBÉCILES de la Universidad (Secc Periodismo) no merecen la pena ni ser comentados, en Traducción dejé un buen amigo pero que tiene su vida y coincidimos muy poco.

Del Colegio me queda el gran Sergio al que no veo desde hace mucho y para colmo me llama el otro día sin que yo estuviese en casa o el buen Jorge que es otro maestro en el arte de las desapariciones; del instituto aparte de los comentados (ver sección imbéciles o desaparecidos) hay poco más digno de mención; la IMBÉCIL superficialidad de la noche me ha hecho conocer a mucha, muchísima gente que a la luz del día los sigo viendo oscuros y así continúa una eterna lista que tampoco merece comentar.

Es curioso. Como dije una vez, no soy el típico que se lamenta y llora diciéndo que "no tiene amigos", que "nadie le quiere" y que "la vida es muy injusta". No, soy IMBÉCIL pero no voy de víctima porque sería mentirme a mí mismo.

Me llaman para salir cada dos por tres, voy al mítico Sonic y estoy un buen rato saludando a gente. Lo mismo me pasa en la Universidad, en mi barrio o hasta en el Carpena...

Soy raro, lo sé. Defínome como un (IMBÉCIL) "sociable anti-social". Odio al mundo pero a la vez tengo mucha facilidad para conocer a gente, para hablar con personas durante un viaje o abrirme a los que dan mejor rollo.

Al rítmo en el que las llamas se consumían ayer en las playas de mi bella y misteriosa Málaga, mi sensación de malestar era mayor y mayor. Por primera vez en muchos años no salí en San Juan.

¿Mala suerte? ¿Orgullo innecesario? ¿IMBÉCIL sin remedio?

Había varias opciones:

a) Llamar a Juampe, pedirle perdón por haberles dejado de lado estas últimas semanas y salir con ellos. Lo malo es que en el grupito hubiese estado el IMBÉCIL de David (este es caso aparte, imaginen a un niñato que se cree guay, que va de existencialista por la vida, como si lo hubiese descubierto todo y es en el fondo un crío de poca monta), con el que me niego ya a ser hipocrita y poner sonrisas de cristal cuando lo que realmente me apetece es darle una hostia (metaforicamente hablando), que despierte y que vea de qué va este rollo al que llaman mundo.

También en ese grupo van las clásicas Vicky, Irene, que no por llevarme decentemente con ellas me parecen más interesantes o más especiales que otras personas. Y los invitados que haya, que en "nuestro" IMBÉCIL grupo siempre estamos los mismos pero cada día entran y salen un par de personas, :D.

b) Salir con mi hermano y sus amigos (con los que me llevo bastante bien aunque sean bastante más mayores que yo), IMBÉCIL opción que llevaba tanteando casi una semana. Al final (y van...) me dijo que no, que tampoco tenían muchas ganas.

c) Llamar al IMBÉCIL enfadado con el mundo.

d) Quedar finalmente con la Carmina, otra incomprendida por el mundo. Pero para hacer los 2 el IMBÉCIL delante de un estúpido fuego que ni quema ni deja quemar mejor no haberla molestad.

Y más opciones que tampoco merecen la pena ser comentadas, la verdad.

Jaja, supongo que me imaginais en estos momentos escribiendo como un poseso, con la cara roja, soltando locamente esta IMBÉCILES balas cargadas de rabia que llevo dentro. Nada más lejos de la realidad. Eso fue en Enero. Si de algo me ha servido este trayecto de cinco meses en el desierto infinito del tiempo es para aprender que todo es transitorio, que las cosas cambian según con el prisma con las que sean vistas. Y el prisma de hoy, a pesar de ser algo cabreado, tampoco es el de Enero.

Tengo a mi Diana, tengo a gente que se que me aprecia (algunos leen esta página), a mi familia, en Julio tengo proyectos que voy a realizar sí o sí (me lo prometo a mí mismo), en Agosto hay un viaje pendiente y en el peor de los casos, siempre seguirán existiendo canciones para parar las lágrimas y calmar los IMBÉCILES enfados.

Mientras escribí estas líneas en las que he pasado del "cuasi-lloro" a una sonrisa grande debido fruto seguramente a esta terapia en forma de letras, escuché varios temas de otro CD de IMBÉCILES (alguno bueno eh) MP3´s que encontré en otro cajón perdido.

Termino con el "Like a Stone" de Audioslave. Vuelvo a mis días de fumado en el Festimad y a muchos recuerdos bellos que me hacen darme cuenta que todo esto es eso, simplemente un cabreo, pero que todos los IMBÉCILES tuneles tienen su salida. Y yo la encontraré. La encuentro cada día...

Gracias por leerme. Con gente como vosotros no hacen falta IMBÉCILES ;).

- Camarero, otro tintito. El verano sólo acaba de comenzar...

A vuestra salud. Ah, y feliz San IMBÉCIL a todos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres.

10 comentarios

Luis -

Hey Dani, enga muchos animos. No te conozco, pero por lo que te leo del foro y aqui eres un gran tio.

Luis

Arriba la Banda Bassotti!

guybrush -

Sólo un pequeño comentario (no me lo he llegado a leer todo que tengo que hacerme la cena): dices que Sergio te llamó y no estabas en casa... ¿a qué esperas para llamarle? Es una buena forma de ir dejando el imbecilamiento.

Saludos.

TaTaCHiN -

Joder! Sólo falta por aquí Ignacio picándose con Remember!

Boketa Imbécil!!! XDD

la rodi -

Hola! Yo pasaba por aquí...
y también me siento identificada, sobre todo con Bardak.

Un saludo a Dani y a todos! Ta curioso esto de los blogs :D

Valdis -

Dani, como bien sabrás, la etimología griega de imbécil significa "sin bastón, sin apoyo".

Si de alguna cosa estoy plenamente convencido es que ni tú ni tu idiosincrasia (otro término griego, para demostrar mi pedantería) sois imbéciles.

Tienes una prodigiosa cantidad de virtudes que te permiten caminar sin apoyos innecesarios por la vida.

Y si, en algún momento de debilidad de los que todos tenemos ante las dificultades del camino, necesitaras de ese bastón para continuar adelante, sabes que tienes a multitud de sinceros amigos que te brindarán de manera desinteresada su brazo.

Porque eres un tío estupendo, a pesar de que cuesta un mundo quedar contigo para charlar y tomar algo ;)

El curso que viene espero que quedemos más a menudo para tomar un café (o un Nestea, claro, que todo el mundo es bienvenido) y pasar un buen rato de tertulia.

Por cierto, resulta curioso que la primera vez que leo tu blog lo haga desde Madrid, donde vivo el calor del destierro.

A bientôt, mon ami.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

BaRDaK -

Ostia pos me he sentido bastante identificado. Yo por no querer salir con mis amigos de toda la vida, por los ambientes a los ke van (discotecas y tal) o por no poder hacerlo con los de facultad (son de fuera) la mayoria de fines de semana me quedo en casa haciendo el IMBECIL delante del ordenador, viendo una pelicula, leyendo algun libro, o escuchando musica.

Namarië

TaTaCHiN -

Di que sí tío. El mundo lleno de IMBÉCILES. Menos mal que quedamos tú y yo ;)

Imbécil -

Me ha parecido verme citado varias veces. Tanto me apreciáis?

Heiou, pistolitas :D

Jota -

Pero qué ricos están esos tintitos veraniegos y qué resaca más IMBÉCIL dejan.

:D -

Dani está imbecilado, quién lo desimbecilará? el primer desimbecilador que lo desimbecile, buen desimbecilador será.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres